lunes, 2 de mayo de 2011

Muerta en combate

Desde tu ausencia amor
toda mi vida es mudanza, estibamiento, empaque...
no se asienta el alma en casa nueva,
no acepta las llaves que perduren
se niega a anclar, pobre errante velero.

En aparente orden se organiza
el desayuno, los folios, el trabajo...
pero no se está quieta,
no existe, vive o permanece.
Es presa de la angustia y la mantiene.

La ropa tendida esparce aromas
y es como si vinieran de vecinos
el café recién hecho sabe a sombras
y el pensamiento vuela hacia tu lecho
Aquel era su hogar, no estos escombros.

No se halla, no quiere, no se encuentra
en el ahora falla todo el tiempo
decidida a no considerar el sitio
se niega a disfrutar de cara al viento.

Paloma triste que de noche llora
el plomo que le afinque en territorio,
la bandera que anuncie la conquista
de su otra mitad en combate muerta.
© Leibi NG

2 comentarios:

Clo dijo...

me enamoré de cada letra..... esto ES poesía...

LNG dijo...

Amiga, gracias, porque cada vez que te leo, se confirma que para sentir la belleza, estamos. ¡Un abrazo grandote!